Todo sobre tarjetas SD y micro SD

¿Qué es una tarjeta SD?

Una tarjeta SD (Secure Digital) es una tarjeta de memoria para almacenar contenidos en dispositivos portátiles, como teléfonos móviles, cámaras digitales, tablets o navegadores GPS. Las tarjetas SD son uno de los sistemas más populares de almacenamiento de gran cantidad de información en pequeño tamaño.

Hay 3 cosas que debes tener en cuenta para comprar una tarjeta SD: su tamaño, su capacidad de almacenaje y la velocidad a la que puede copiar y transmitir los datos.

Tamaños

Hay 3 tipos de tarjeta SD según el tamaño: estándar, mini y micro.

  • Tarjeta SD (estándar): el modelo que apareció primero en el mercado, de 32 mm de alto x 24 mm de ancho x 21 mm de grosor. Es el formato más común en cámaras digitales y grabadoras de audio.
  • Tarjeta mini SD: aparecieron posteriormente y su tamaño es de 21,5 mm de alto x 20 mm de ancho x 14 mm de grosor.
  • Tarjeta micro SD: el formato más habitual en los dispositivos pequeños como teléfonos móviles o tablets. Su tamaño es de 15 mm de alto x 11 mm de ancho x 10 mm de grosor.

Los aparatos donde el usuario estará quitando y poniendo la tarjeta a menudo, como las cámaras digitales o consolas de video juegos, suelen usar tarjetas SD de tamaño estándar. Los dispositivos donde lograr reducir el tamaño es clave, como los teléfonos móviles o tablets, suelen usar tarjetas micro SD.

Tamaños tarjetas SD

Puedes utilizar una tarjeta micro SD o mini SD en un puerto para tarjetas SD estándar utilizando un adaptador. En algunos casos las mini y micro SD se venden ya conjuntamente con él. También puedes usar una tarjeta SD (más grande) en un puerto para tarjetas micro o mini SD (más pequeño) con un adaptador extensible, aunque son más difíciles de encontrar.

Adaptador tarjeta SD

Tipos y capacidad de almacenamiento

En lo que respecta a la capacidad de almacenamiento de datos, las tarjetas se clasifican también en 3 tipos que encontrarás especificados en la propia tarjeta:

  • SD SC (Standard Capacity) o simplemente SD: con capacidad para almacenar hasta 2GB de datos.
  • SD HC (High Capacity): permiten guardar hasta 32GB.
  • SD XC (eXtended Capacity): pueden almacenar hasta 2TB (2.000GB)

Hoy en día una tarjeta de 16GB suele ser suficiente para la mayoría de usos, aunque mucha gente opta por comprar tarjetas de 32GB o 64GB para ampliar la memoria de sus dispositivos.

Si quieres comprar una tarjeta de 64GB o 128GB es muy importante que compruebes en las especificaciones de tu dispositivo (móvil, tablet o cámara) que puede soportar una tarjeta de esa capacidad ya que muchos dispositivos no son capaces.

Importante: los dipositivos con puertos para tarjetas SD son sólo compatibles con tarjetas del mismo tipo o inferiores (a no ser que actualices el firmware), mientras que las tarjetas sólo son compatibles con dispositivos de su mismo tipo o superior. Por ejemplo:

  • Un dispositivo con un puerto XC permitirá tarjetas de tipo XC, HC y SC.
  • Un dispositivo con un puerto HC permitirá tarjetas de tipo HC y SC.
  • Un dipositivo con un puerto SC sólo será compatible con tarjetas SC.

Eso a la práctica significa que los dispositivos más antiguos no suelen aceptar las tarjetas SD nuevas de mayor capacidad.

Velocidad y clase

Clase

La velocidad a la que una tarjeta SD guarda los datos viene definida por su clase. Para dispositivos como cámaras digitales sencillas realmente no importa la clase de la tarjeta, tan sólo que sea compatible. Guardar ficheros de 1 o 2MB no es difícil. Sin embargo, si quieres guardar ficheros mayores, vídeos de alta definición o secuencias rápidas de fotos, la tarjeta SD debe ser lo suficientemente rápida almacenando datos.

  • Clase 2: graba 2MB por segundo, lo que sería una foto normal.
  • Clase 4: capaz de almacenar 4MB por segundo, el tamaño de un archivo MP3 con una canción.
  • Clase 6: graba 6MB por segundo (hasta aquí fácil, ¿verdad?).
  • Clase 10: graba a 10MB por segundo o más rápido (algunas pueden llegar a 90MB/segundo aunque muy pocos dispositivos necesitan esa velocidad).

La clase de una tarjeta indica la velocidad mínima a la que graba, no la velocidad real. Por ello, una buena tarjeta de clase 2 puede funcionar más rápido que una mala tarjeta de clase 6. La única forma de determinar la velocidad real de una tarjeta es mediante un test.

Encontrarás la clase como un número dentro de una gran letra C impresa en la tarjeta.

En las especificaciones de tu dispositivo verás a qué velocidad es capaz de transferir los datos a la tarjeta SD, por lo que deberías comprobar que tu tarjeta es capaz de suportar esa velocidad. Si la velocidad a la que almacena datos tu tarjeta no es suficiente para los datos que se le están transmitiendo, tu dispositivo puede presentar problemas.

Por ejemplo, una cámara de alta definición puede requerir una tarjeta de clase no inferior a 6, sufriendo cuelgues o corrupción de archivos si usas una tarjeta más lenta. Y cámaras digitales con tarjetas demasiado lentas pueden requerir de mayor tiempo de espera hasta que vuelven a estar listas para hacer la siguiente foto.

Velocidad de bus

Desafortunadamente no sólo la clase (la velocidad a la que graba) define la velocidad de la tarjeta SD. Existe otro factor que es la velocidad a la que la información se envía entre el dispositivo y la tarjeta SD. Ésa es la Velocidad de Bus.

Todas las tarjetas de clase 6 o menos utilizan un Bus Estándar, pero a partir de la clase 10 podemos encontrar el Bus de Alta Velocidad y los Buses de Ultra Alta Velocidad (Ultra High Speed) UHS-I y UHS-II. Si es el caso, verás los numerales I o II impresos en la tarjeta SD.

Las tarjetas de clase 10 con Buses de Ultra Alta Velocidad pueden ser de clase U1 o clase U3. Este último garantiza velocidades de escritura mínimas de 30MB por segundo, destinado principalmente a la grabación de vídeos con resolución 4K.

Las tarjetas SD de Ultra Alta Velocidad tan sólo están disponibles en formato HC y XC. Los dispositivos compatibles con tarjetas SD de Ultra Alta Velocidad presentan los numerales I o II en su logo:

SD UHS I

Ten en cuenta que si tu dispositivo no es compatible con Ultra Velocidad y utilizas una tarjeta U1 o U3 en él,no obtendrás velocidad adicional más allá que si estuvieras usando una tarjeta de clase 10.

Funciones extra

Protección de escritura

Casi toda tarjeta SD estándar (no las tarjetas mini o micro SD) tiene una muesca con una pestaña en la parte izquierda. Si la pestaña se encuentra en la parte superior, la tarjeta está desbloqueada y permite guardar datos. Si está deslizada hacia la parte inferior, no se puede almacenar información y tan sólo se pueden visualizar los datos que contiene.

Conexión Wi-Fi

Algunas tarjetas SD de tamaño estándar también permiten conexión Wi-Fi. Eso significa, por ejemplo, que si estás tomando fotos o vídeos con tu cámara digital y lleva una tarjeta con Wi-Fi, podrás transferirlas inmediatamente (o cuando quieras) a a tu smartphone, tablet u ordenador portátil sin necesidad de sacar la tarjeta de la cámara. Algunas incluso permiten que marques geográficamente dónde has sacado la foto para subirlas a las redes sociales como Facebook o Instagram.

Cómo comprar una tarjeta SD

Para acertar en la compra de una tarjeta SD tendrás que buscar una tarjeta que sea compatible con tu dispositivo.

Para ello, primero fíjate en el tamaño que te corresponde (estándar, mini o micro) y luego busca una tarjeta que tenga el mismo logo que tu dispositivo. Fíjate bien en el tipo que llevan impreso las tarjetas SD porque puede ser SC, HC o XC. Nota: las SC a menudo no indican nada.

Por ejemplo, imagínate que tienes un smartphone que funciona con tarjetas micro SD y que en sus especificaciones aparece este logo:

SD HC logo

Eso significa que funciona con tarjetas micro SD HC, así que deberías buscar una de ese tamaño con este logo.

En caso de encuentres varias tarjetas que cumplan estas especificaciones, escoje la capacidad (16GB o 32GB, por ejemplo) y decídete por la que sea más rápida dentro de tu prepuesto. La velocidad te la indicará la clase de la tarjeta (2, 4, 6 y 10).

La mayoría de dispositivos todavía no son completamente compatibles con las tarjetas de Ultra Alta Velocidad (UHS), así que si no es tu caso mejor que no las contemples. Sabrás si una tarjeta es UHS porque llevará el numeral I o II impreso junto a su clase U-1 o U-3. Dos ejemplos:

Tarjeta SD UHS I logos

Las tarjetas UHS funcionarán en un dispositivo no compatible con Ultra Alta Velocidad, pero son más caras y no te darán velocidad adicional. En un futuro probablemente la mayoría de aparatos electrónicos funcionen con buses de Ultra Alta Velocidad, pero por el momento están presentes sólo en las gamas más altas.

Es muy importante también que tengas en cuenta el fabricante. Evita marcas desconocidas o dudosas porque quizás no cumplan con la velocidad que indican y presenten problemas de compatibilidad. Las marcas con mejor reputación son SanDisk y Samsung, aunque Toshiba, Panasonic, Lexar Pro y Platinum II también son excelentes opciones. A menudo, una tarjeta de menor clase de un fabricante reputado te dará mayor velocidad de lectura y escritura que una tarjeta SD de clase superior pero de una marca de peor calidad.

Fuente: TarjetasSD.com

Los SSD Corsair de alto rendimiento

Todo lo que haces con tu PC – desde el inicio, el lanzamiento de programas, cargar y guardar archivos, sustituyendo los anticuados discos duros mecánicos con tecnología de estado sólido moderna hace una gran diferencia, incluso en los sistemas más antiguos.

Los SSD Corsair dan la tranquilidad de saber que se consigue un rendimiento de clase mundial, con valor y seguridad. La ventaja Corsair va más allá del hardware – todos los SSD Corsair vienen con Corsair SSD Toolbox, un exclusivo software para la gestión de la unidad de estado sólido Corsair y mantener su rendimiento.

2015-04-16_161404

SSD Aumenta el rendimiento de equipos

Para computadoras de escritorio y notebooks

Las unidades de estado sólido de Kingston lograrán que su sistema reaccione mejor, para que arranque más rápido, cargue aplicaciones con mayor celeridad y se apague más rápido. Están disponibles como kits de actualización que incluyen el software para clonar sus archivos y sistema operativo en cuestión de minutos.

Renueve sistemas no tan recientes

Las unidades de estado sólido no sólo aumentarán el rendimiento, también pueden ser utilizadas para dar nueva vida a sistemas más antiguos. La elección de una SSD le puede ahorrar el costo de comprar una nueva PC mediante la renovación del sistema que ya posee.

2015-04-16_125051

Prolongación de la vida útil de sistemas existentes

Las SSDs de Kingston no sólo aumentarán el rendimiento y harán que los datos estén más seguros, sino que también pueden ser usadas para extender la vida útil de los sistemas más antiguos, permitir a una organización retrasar una actualización de PCs y potencialmente ahorrar miles de dólares.

2015-04-16_125136

Computación en la nube

A medida que el almacenamiento basado en la nube se vuelve cada vez más popular, se imponen nuevas demandas sobre la infraestructura de almacenamiento. Un modelo de almacenamiento por niveles garantiza que una organización tiene los datos correctos en el nivel más adecuado, con el fin de maximizar no sólo el costo sino también el rendimiento. Las capacidades de recuperación rápida de las SSDs permiten que los servicios en la nube funcionen con la máxima eficiencia para cada tipo de dato que se esté procesando.

2015-04-16_125210

Sistema integrados (construidos para un propósito definido)

Kingston ofrece SSDs para dispositivos embebidos con factor de forma pequeño en una variedad de capacidades y modelos, incluyendo factores de forma de PCB sin estuche, tales como Slim SATA y mSATA.

Los diseños de sistemas embebidos son más compactos y más potentes que nunca, y a menudo están situados en ubicaciones remotas, donde resulta difícil darles servicio. La confiabilidad y la resistencia son consideraciones clave para el diseño. Mediante el uso de almacenamiento Flash no volátil como alternativa al almacenamiento magnético giratorio, las unidades de estado sólido de Kingston ayudan a asegurar que los datos del sistema estén disponibles en forma confiable y continua todo el tiempo.

2015-04-16_125305

 

Disco de Estado Sólido KC310

  • Unidad SSDNow KC310

    Con una capacidad de almacenamiento de 960GB, SSDNow KC310 es la unidad de estado sólido de nivel corporativo de mayor tamaño de Kingston. Un verdadero reemplazo del disco duro, es fácil realizar la transición a la misma; ahora ya no hay compromisos entre rendimiento y capacidad.

    2015-04-10_132547

    SSDNow KC310 presenta un controlador Phison S10 de 8 canales, además de caché DDR3 DRAM y un procesador de cuatro núcleos para velocidades de 550MB/seg (lectura) y 520MB/seg (escritura). Su elevada cifra de IOPS reduce la latencia de las aplicaciones, y mejora el arranque y la capacidad de respuesta con el fin de aumentar la productividad y prolongar la vida útil de los actuales sistemas basados en disco duro.

    El KC310 ofrece protección de datos de extremo a extremo, con protección Advanced Smart ECC y Flash ECC, para una mayor confiabilidad en la seguridad de los datos. El corrector inteligente de errores de datos, corrige hasta 120 bits por cada 2KB de datos y en el caso de un error, los datos son reconstruidos.

    Para su mayor tranquilidad, la unidad KC310 cuenta con protección en caso de pérdida de energía, basada en firmware. Para mantener la integridad de los datos en el caso de pérdida inesperada de energía, la unidad asegura que los datos en caché sean vaciados constantemente y solidificados en la NAND.

    SSDNow KC310 está respaldada por tres años de garantía, soporte técnico gratuito y la legendaria confiabilidad de Kingston®.

    Características

    • Alta capacidad— más espacio para almacenar aplicaciones y datos
    • Alto rendimiento— Le permite al usuario aprovechar el potencial de sus sistemas y al mismo tiempo, mejora la productividad.
    • Protección de datos de extremo a extremo— proporciona corrección inteligente de datos para una confiabilidad de avanzada en los mismos
    • Protección en caso de pérdida de energía basada en firmware— permite que la unidad se recupere en caso de un inesperado corte de energía
    • Es compatible con S.M.A.R.T.— controla el estado de su unidad
    • Compatible con TRIM— mantiene el máximo rendimiento con los sistemas operativos compatibles
    • Garantizada— Garantía de tres años con soporte técnico gratuito